El Equipo de Gobierno pide al PP que permita la readmisión de Marisa Iglesias en Eléctrica de Cádiz

  • “El Partido Popular no tiene excusas para no aprobar la readmisión de esta trabajadora, tras un despido que ha sido declarado improcedente en los tribunales»

El Equipo de Gobierno tiene la intención de convocar de nuevo al Consejo de Administración de Eléctrica de Cádiz para abordar la reincorporación de la trabajadora de esta empresa cuyo despido ha sido declarado improcedente por el Juzgado de lo Social número 1 de Cádiz. Esta convocatoria se realizará con la condición de que el Partido Popular reconsidere su negativa a readmitir a la trabajadora que ha prestado servicios durante más de 4 años con contratos irregulares y en condiciones precarias.

Para ello, el Equipo de Gobierno citará a los representantes del Partido Popular para explicarles cuáles son los criterios políticos y jurídicos por los cuales están convencidos de esta readmisión. “No tiene sentido que se sigan aferrando a la excusa de que reconsiderará su voto cuando salga la sentencia del Tribunal Superior Andaluz de Justicia puesto que sabe que esto puede tardar meses, incluso años, y que la situación de esta trabajadora no puede esperar. Es absurdo e inhumano alargar una situación tan dura para esta trabajadora”, señalan.

Desde el Equipo de Gobierno recuerdan que, tras su última contratación irregular para Eléctrica de Cádiz, “esta trabajadora denunció su situación laboral, obteniendo una sentencia dictada por el Juzgado de lo Social Nº1 de Cádiz de notable solidez jurídica en la que se declara que los demandados incurrieron en “despido improcedente”, “contrato en fraude de ley” y “cesión ilegal de la trabajadora”.

Pese a la claridad y contundencia de la sentencia, “cuando se llevó su readmisión al Consejo de Administración, los votos de Endesa y del PP hicieron que se diera una respuesta negativa”, señalan.

Cabe recordar que Eléctrica de Cádiz es una empresa con participación mayoritariamente pública, con un 55,3% de capital social. Capital Social que se encuentra representado en el Consejo por dos consejeros del PP, uno del PSOE, uno de Ganar Cádiz y uno de Podemos, estos tres últimos votaron sí a la readmisión y garantizan el sentido favorable de su voto en un nuevo Consejo de Administración. “Esto es, que si el Partido Popular votara a favor de su readmisión, ésta se podría llevar a cabo, poniendo fin a la situación difícil que está atravesando esta trabajadora, en términos personales, profesionales y familiares”.

Desde el Equipo de Gobierno insisten en que, con la sentencia del Juzgado de lo Social Nº1 de Cádiz, “el PP no tiene excusas para no aprobar la readmisión de esta trabajadora, tras un despido que ha sido declarado improcedente». Por tanto, insisten, «no puede seguir aferrándose a un voto negativo cuando todos los avales jurídicos señalan en un sentido favorable”.

Como muestra de este apoyo, varios concejales del gobierno acudieron a la manifestación en apoyo a Marisa Iglesias convocada por los sindicatos el pasado 28 de septiembre. «Le pedimos al Partido Popular que rectifique sus votos para que esta mujer no pase por la situación que está pasando en estos momentos», afirmó Ana Camelo, concejala de Mujer.