«Queremos crear un espacio político feminista y ecologista, comprometido con la transformación de la realidad»

  • Entrevista a Elena Cabeza y Desirée Carretero, de Marea Joven

Son jóvenes que tienen muy claras sus inquietudes y demandas, que reivindican su espacio en el tablero de la sociedad actual y que saben que el movimiento se hace andando. Hablamos con Elena Cabeza y Desirée Carretero, estudiante de bachillerato y trabajadora precaria del sector de la hostelería respectivamente, integrantes ambas de este colectivo y que nos ofrecen desde dos perspectivas distintas una misma visión referente a la lucha de la juventud actual.

P: ¿Cómo y por qué nace Marea Joven?

R: Marea Joven nace recogiendo parte de lo sembrado por las movilizaciones que se dieron a partir del 15M y todo el proceso de politización de masas que genera el surgimiento de Podemos y los cambios en el plano electoral.  Nace ante la necesidad de poner en marcha un espacio en el que organizar a la juventud, que no sólo acoja la lucha estudiantil, sino la denuncia de la situación de tantos jóvenes en la provincia, marcada por las nulas expectativas de futuro y las fuertes desigualdades de género, económicas, etc. Marea Joven pretende ser una referencia para la juventud gaditana que tiene inquietudes políticas y quiere canalizarlas a través de la organización

P: ¿Qué le falta y qué le sobra al sistema educativo actual?

R: Desgraciadamente, tantos y tantos ataques a la enseñanza pública han dejado poco margen para pensar alternativas. Pero lo primero es revertir todos los recortes y apostar fuertemente por la enseñanza pública. Esto es, aumentar la inversión, eliminar los intereses empresariales y las medidas elitistas y construir una enseñanza de calidad que elimine las desigualdades en lugar de acrecentarlas, como hacen las leyes aprobadas por el Partido Popular y el Partido Socialista.

No nos valen leyes educativas hechas en despachos

P: ¿Y a nivel andaluz, qué opinión os merece?

R: Muchas veces caemos en el error de pensar que los únicos responsables de la situación actual están en el Gobierno central. Nada más lejos de la realidad: el gobierno andaluz es responsable de tantos o más ataques a la pública. Ejemplos de ello son las subidas de la ratio de alumnos en las aulas, el despido de miles de profesores, los recortes en las asignaciones a los centros públicos al tiempo que se aumentan las partidas presupuestarias para centros privados, etc.

P: Una de las decisiones más polémicas del Gobierno en los últimos años ha sido la propuesta de implantación de las reválidas de la LOMCE.  Ahora parece que da marcha atrás, ¿qué opinión os merece todo este episodio?

R: Hay que tener cuidado en hablar de marcha atrás. Primero se dijo que las reválidas no tendrían efecto académico, con evidente intención de desmovilizar al estudiantado, puesto que ya constaba en el texto de la ley que no tendría efecto su aplicación en el primer curso. Más allá de esto, la LOMCE y las leyes educativas previas han estado marcadas por lo mismo que el pacto educativo que ahora se propone: todas han hecho oídos sordos a la comunidad educativa y a la Marea Verde y el movimiento estudiantil. No nos valen leyes educativas hechas en despachos y en función de intereses ajenos y contrarios a los de docentes y estudiantes.

P: Según datos de 2015 de la UE, España lidera el ranking europeo de abandono escolar, con una tasa del 20%, ¿a qué creéis que se debe y qué medidas podrían hacer descender ese porcentaje?

R: Si atendemos a los datos, la enorme mayoría del abandono escolar se da entre quienes menos recursos tienen. Por ejemplo, por falta de recursos familiares, que exige una entrada temprana y sin formación en el mercado laboral, o falta de apoyos en los centros de estudio (cada vez se reducen más y más los profesores de apoyo o monitores de educación especial). Los estudios superiores también están marcados por esta situación: los altísimos precios de matrícula, junto con la enorme reducción del presupuesto para becas, impide a muchos estudiantes continuar sus estudios por falta de recursos.

P: ¿Pensáis que esos mismos motivos son los que llevan a un/a joven a dejar hoy en día su preparación académica? ¿Cuáles son las trabas que se encuentra en ese camino?

R: El motivo principal son las elevadas tasas y la escasez e ineficacia de las ayudas aca-démicas. Hay que tener en cuenta que los pagos de una carrera universitaria no se limitan a una matrícula, que no es poca cosa: buena parte de los estudiantes viven lejos de su facultad, por lo que, en el mejor de los casos, tienen que hacer frente a un importante gasto en transporte y, en el peor, a una residencia fuera del domicilio familiar, con todo lo que ello conlleva. Además, estas ayudas suelen llegar varios meses más tarde después de haber comenzado el curso, por lo que se hace imposible el pago de todo lo antes mencionado.

P: ¿Qué sensaciones sacasteis de vuestra primera participación como movimiento estudiantil, la manifestación contra las reválidas?

R: En primer lugar, muchísimas ganas de querer cambiar las cosas, mucha motivación fruto de la rabia colectiva que generó el éxito de las movilizaciones del 26 de octubre y el 24 de noviembre. Tenemos muy claro que no queremos ni la LOMCE ni ninguno de los ataques a la educación pública.

P: ¿Actualmente cuántas gotas componen esta marea?

R: Como decíamos en una de nuestras consignas, la marea crece cada día que pasa. Hoy por hoy somos en torno a 70 jóvenes los que participamos y construimos este proyecto.

P: ¿Marea Joven se nutre exclusivamente de movimiento estudiantil?

R: Para nada. Es innegable el papel del fuerte movimiento estudiantil gaditano en el éxito de Marea Joven, pues sin los que sembraron esas luchas no recogeríamos estos frutos. Naturalmente, Marea Joven está a favor de las reivindicaciones estudiantiles y la defensa de la educación pública, pero vamos más allá: queremos crear un espacio sociopolítico feminista y ecologista, comprometido con la transformación de la realidad.

P: ¿En qué lugar veis a los jóvenes dentro del momento político actual y que espacio creéis que deberían ocupar?

R: La juventud ha sido el motor de la historia en muchas ocasiones. Es falso eso de que a las jóvenes nos da todo igual. Tenemos claro que queremos una sociedad más justa y nos organizamos para cambiar esta realidad.

La juventud ha sido el motor de la historia en muchas ocasiones

P: ¿Qué papel está teniendo Marea Joven en la vida política de la ciudad? ¿Qué relación tenéis con los movimientos sociales y el resto de luchas?

R: Desde el principio hemos estado participando de las movilizaciones y la vida política de Cádiz. Tanto en las movilizaciones estudiantiles de octubre y noviembre, como en la acción convocada por el movimiento feminista con motivo del 25 de noviembre. Apoyamos las luchas estudiantiles, las luchas feministas… Al igual que la importante pelea contra la precariedad laboral y la penosa situación de la Bahía, que deja a miles de jóvenes sin futuro, relegándonos a la precariedad o al exilio.

P: ¿Tenéis entre vuestras referencias históricas a movimientos estudiantiles de otras épocas o Marea parte de cero?

R: Cuando haces política, casi nunca partes de cero. Siempre hay experiencias interesantes y útiles en la historia: la oleada de protestas del mayo francés de 1968 la originaron las protestas estudiantiles, durante el franquismo había organizaciones juveniles que se oponían a la dictadura, todas las experiencias de solidaridad y autoorganización que se han dado en los barrios de nuestro país a raíz de la crisis… La juventud siempre ha estado presente de una u otra manera en los procesos de cambio social, y nosotras no vamos a ser menos.

P: Cualquier joven que nos lea y muestre interés por integrarse en Marea Joven ¿qué debe hacer?

R: Pues puede venir a nuestras reuniones, sumarse a nuestro cortejo en las movilizaciones o participar de nuestras campañas. Para contactar con nosotras, puede hacerlo a través del correo electrónico mareajovencadiz@gmail.com, por Twitter o Facebook.